La fiesta de EPICA en el Teatro Diana.

0

Epica - Teatro Diana - Foto Diana Torres - Nine Fiction 10

Desde niños hasta personas de la tercera edad se dieron cita a temprana hora y de manera muy ordenada, cabe destacar, a las afueras del Teatro Diana. Se sentía la unión entre todos y cada uno de los asistentes hecha por el gusto a la banda holandesa.

Adentro del recinto nadie podía esperar para que comenzara el show, pedían a gritos por que Epica saltara al escenario y una vez que lo hicieron nadie tomó de nuevo su asiento, disfrutando del show de luces que bailaban al ritmo de la música y ayudando en repetidas ocasiones a Simone Simons con la voz.

No pudieron faltar las canciones como Sensorium y Storm The Sorrow para recordar los discos pasados. Después de interpretar distintos temas del nuevo disco la vocalista pidió que todos encendieran sus flashes a lo que Coen Janssen, tecladista de la banda guió el movimiento de las mismas para comenzar Once Upon a Nightmare.

Para despedirse se entonó junto al público jalisciense el himno Cry For The Moon y al terminar la gente no dejó de llamarlos una y otra vez, parecería que al volver sería el clásico encore en el que sólo tocan algunas canciones extra y se van pero en realidad tenían todo un show preparado el cual incluyó unas ligeras improvisaciones y un largo sólo de batería a cargo de Ariën Van Weesenbeek dando prueba de su excelente control del doble bombo.

Coen dio un pequeño discurso antes de despedirse para dar muestra de lo agradecidos que estaban por la respuesta en Guadalajara, mencionando que si pudieran tocarían aquí muy seguido para seguir la fiesta tantas veces se pueda.

Fotos: Diana Torres.
Texto: René Morales.

Comparte