Acrobacias y Cuartetos de Cuerda

0

DSC_0496

Texto y fotografía en penumbras: DAVID MELÉNDEZ

Entre sorpresa y sorpresa, las alegrías florecen y se expanden.

La edición número 22 del Festival de Mayo y que tiene como país invitado a Australia, ha tenido un arranque con un par de espectáculos que se salen de la norma tácita de la música clásica y yacen centrados en las artes escénicas. Sí, los estandartes de los dos primeros espectáculos de este festival que encabeza Sergio Alejandro Matos, han tenido que ver con música experimental y danza y circo contemporáneo mezclado con música de cuarteto de cuerdas. Justamente este último es el llamado Opus, que presentó la compañía Circa Contemporany Circus (con el laureado Yaron Lifschitz como su director artístico) y mostró a once acróbatas en escena que interactuaron con el cuarteto de cuerdas Quatour Debussy.

DSC_0477

La puesta en escena de Opus es misteriosa y en penumbras. Su dinámica se basa en interpretar en vivo con el cuarteto de cuerdas, tres de los quince cuartetos que el compositor ruso Dmítrievich Shostakóvich (1906-1975), mientras los acróbatas van haciendo una serie de movimientos en solitario, en dúo y de forma grupal. También, hacen uso de los hula hula o acrobacias en cuerda. A lo largo de los 80 minutos que dura el espectáculo, el espectador de ve inmerso en una serie de coreografías donde cada uno de los acróbatas lucen sus dotes físicos y una agilidad casi felina en cada salto y contoneo.

DSC_0490

Pero es justamente al momento de interpretar el Cuarteto No. 8 en Do menor, Op. 110, que la puesta en escena adquiere tintes dramáticos y oscuros, ya que varios cuerpos se entrelazan entre las delicadas notas para formar una quietud de geometrías y rictus corporales que se matizan al extremo gracias al sutil fraseo melancólico de uno de los cuartetos más famosos de Dmítrievich Shostakóvich. Lo anterior, se ve potenciado gracias a que los miembros del cuarteto están dispersos sobre el escenario y también forman parte de ciertas coreografías y no solamente se limitan a tocar su instrumento.

 

Comparte