Benito, el segundo aire de la dinastía Cerati

0

Texto: Karen de Alba González

Fotos: Luis Gómez Sandi

Aprovechando su presencia en Guadalajara por el concierto Gracias Totales en el Auditorio Telmex, Benito Cerati, hijo de la leyenda argentina Gustavo Cerati, ofreció un show íntimo y armónico en el Centro Cultural Bretón en pleno centro de la «Perla Tapatía«.

A partir de las 22:30 hrs., con una afluencia que parsimoniosamente fue cubriendo cada espacio disponible de la casona de la calle Juan Manuel , entre  parroquianos y melómanos esperando en el trajín de cervezas y vino tinto el arranque del evento, Niza Buenrostro abrió la escena con su propuesta  de pop alternativo profundamente espiritual, de arraigo a la naturaleza y profusamente amoroso. La tapatía, que surgió del programa La Voz México en 2016, interpretó varios temas de su álbum debut «Energías duales» como «Banshee«, «Siempre es lo mismo«, «Amor lento» o «Hechizo«, el sencillo de su segunda producción, con el característico encanto y sensualidad de su camaleónica voz. La «bruja del pop alternativo» dio el arranque ideal para una prometedora noche de singulares propuestas experimentales.

Al filo de la medianoche, en medio de penumbras ligeramente intervenidas por haces de luz azul, Benito Cerati se apersonó en el escenario acompañado de sus músicos que conforman el proyecto Zero Kill rompiendo el silencio con las ondulantes notas de «Te amamos, pero necesitamos un poco de espacio«. Haciendo gala de su estilo que honra a sus influencias como David Bowie, Charly García, Björk, Keane y Gustavo Cerati, Benito interpretó uno a uno temas como «Im still a man», «Are friends Electric», «Una vez», «22164», «En camino» y «Nausea» compartiéndose en cuerpo y alma con su público a tal grado que se dio la oportunidad de bajar del escenario y convivir de cerca con los asistentes.

«Creí que hablabas en serio», «Corazón centrífugo», «Siglo» y «El final de una relación normal» cerraron la noche en medio de ovaciones generalizadas. Cerati se despidió verdaderamente conmovido y refrendando la obsesión y afecto que México le ha provocado desde su niñez, según sus declaraciones hace ya algún tiempo.

Zero Kill con Benito Cerati seguirá presentándose tanto en solitario como en conjunto con otros artistas homenajeando a su padre en Gracias Totales, por lo menos hasta que los tortuosos tiempos del Coronavirus lo permitan.

Comparte